jueves, 22 de noviembre de 2012

DÍA DEL GEÓGRAFO EN LA ARGENTINA





Celebramos hoy el Día del Geógrafo con nuestros colegas profesores y alumnos. Esta fecha recuerda como efemérides el fallecimiento -22 de noviembre de 1919 en Buenos Aires- del perito, geógrafo, antropólogo y naturalista Francisco P. Moreno. En su honor se conmemora en nuestro país el día del Geógrafo a partir del Primer Encuentro Internacional Humboldt realizado en el año 1999, auspiciado por la Unión Geográfica de América Latina, el Ministerio de Educación de la Nación, la Secretaría de Educación de la Provincia de Buenos Aires y las Embajadas de Alemania, Chile y Cuba.
 
El valor formativo de la geografía está unido estrechamente a la labor cotidiana de los geógrafos quienes a través de la docencia son los vectores insustituibles de la concreción del proceso de difusión de la competencia espacial en las aulas.

La educación geográfica se sustenta en la geografía científica que tiene la virtud de su enfoque holístico, lo que permite una visión global de los cambios que se producen en los territorios. El mundo contemporáneo es desigual, caótico e imprevisible y la geografía cuenta con las estrategias de aprendizaje específicas  para abordar conceptos complejos, interrelaciones diversas y visiones en perspectiva.

La geógrafa argentina Albina Lara sostuvo que tendrá valor una geografía que “(…) permita conocer el mundo, en sus diversas escalas, y tomar decisiones para vivir. A su vez, busque sentar las bases de la participación de los alumnos como ciudadano “alfabetizado” geográficamente. Es decir, busca integrar a la geografía en el centro de la vida, un “arma para vivir”, lo que sirve desde para tener herramientas para elegir un área para vivir hasta la comprensión del impacto de los mercados internacionales en el territorio. (…) Nos vuelve ciudadanos del mundo y nos une con las naciones más distanciadas”. Un arma para vivir y no un arma para la guerra, como señalara significativamente Yves Lacoste en su “Geografía: un arma para la guerra”; metáfora contrapuesta por Lara para atribuir al valor formativo de la geografía.
 

 
 
Su enseñanza para la comprensión promueve la autonomía de los sujetos en los territorios para que se transformen en ciudadanos críticos, cuando se plantea de manera innovadora, con un enfoque integrador sustentado en una concepción holística e integrada de las ciencias de la Tierra y las ciencias sociales.

Necesitamos geógrafos cada día más activos, críticos, amplios en sus perspectivas y preocupados por los problemas espaciales, ambientales y regionales, para que su acción sea cada día más reconocida en la sociedad y promueva una educación geográfica de calidad en todos los niveles del sistema educativo. De esta manera, los geógrafos tendrán un papel cada vez más relevante en nuestra sociedad.

¡Felicidades a todos los geógrafos argentinos en su día!

Dra. Diana Durán