jueves, 3 de abril de 2008

INEQUIDADES SOCIALES, CAMBIO CLIMÁTICO Y ENFERMEDADES TROPICALES



El mapa del dengue en el mundo.



Aedes Aegypti - Mosquito, principal vector del virus de la Fiebre Amarilla.

Artículo del Lic. Sergio Luis Páez, del Departamento de Geografía del Instituto Superior “Antonio Ruiz de Montoya”

1 comentario:

Jhony dijo...

Buena la información que brinda, es verdad que los problemas ambientales se relacionan con el espacio socioculturaql y la educación de las pefrsonas, coincido en un todo con el artículo, pese que, cuando dice "CAMBIO CLIMÁTICO: Tala de bosques, inundaciones, construcción de represas en ámbitos tropicales y subtropicales, falta de saneamiento ambiental y otras alteraciones de hábitat actúan como incubadoras de enfermedades. Las llamadas enfermedades tropicales..." puede encontrar ciertas resistencias en los geologos de la actualidad, ya que los mismos, o muchos de ellos, sobre todo los americanos, suponene que los ciclos de vida de ciertos organismos, son "circulares" es decir que en un momento son mínimas y en otro aumentan. Vaya como ejemplo el caso del "bicho canasto" (Oiketicus kirbyi) cuyo principal enemigo era el un icneumonido muy característico de la zona y que según Biologos como Carlos B. Villamil habría desaparecido a causa de los repelentes usados en el campo, sin embargo ésto tambien se debe a una suerte de "oferta demanda" al haber menos "bichos canastos" existieron menos icneumónidos.
Podríamos decir que ahora la naturaleza se encuentra en un "punto de equilibrio".
Con ésto quiero decir que si bien el hombre intercede en la naturaleza, ésta se "las arregla" para que sus seres aumenten o disminuzcan en cantidad, independientemente de lo que hace el hombre, o bien "ayudados" por la acción del hombre.
Creo que el hombre no es total responsable de nada, solo que es un instrumento mas, sin el hombre también hubiera existido el dengue, el paludismo, el aumento de los mosquitos, la desaparición de los montes, el aumento de las inundaciones, etc., etc.. Creo que el hombre solo es responsable en un 25% de todo ello, pero no en un 100%.
De ninguna manera quiero que se tome la presente como una crítica, es solo un punto de vista radicado en mis lecturas, en mis contactos con geólogos, paleontólogos, biólogos, etc., y en mi trabajo cotidiano. Soy un aficionado en el tema y jamás podría criticar a ciencia cierta un artículo tan excelente como el precedente.
Un abrazo.
Jhony.-